Menú principal

Usuarios en Linea

Tenemos 100 invitados conectado(s)

Buscador general

CITROEN LLEGA A MONTECARLO CON GANAS DE MOSTRAR AVANCES PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Miércoles, 24 de Enero de 2018 11:27

Tanto a Kris Meeke como a Craig Breen les gusta este rallye pese a su dificultad y sus cambios de superficie. Citroën Racing llega al Rallye de Monte-Carlo con el objetivo de demostrar todo lo que han mejorado con su C3 WRC con la idea de convertirlo en el coche ganador que se esperaba que fuera la temporada pasada. Kris Meeke y Craig Breen llegan a una prueba complicada, pero que han disfrutado en años anteriores.

 

Meeke fue capaz de ganar el rallye dentro del JWRC en 2005 y en 2014 fue tercero – estuvo peleando en 2016 por la victoria con el DS3 WRC de PH Sport hasta que se quedó fuera de carrera. Por su parte, en 2017 Breen estuvo haciendo un gran resultado de manera constante, siendo capaz de acabar quinto con el DS3 WRC mientras que los C3 WRC adolecían de una falta de estabilidad preocupante (Lefebvre se reenganchó el domingo y Meeke se retiró cuando un coche de calle impactó contra él en el enlace hacia Monte-Carlo).

 

"El Montecarlo es probablemente uno de los rallyes más difíciles de la temporada, debido a los constantes cambios en el agarre, pero siempre lo he disfrutado. También he sido rápido aquí. Lo gané en la categoría Junior WRC en 2005, subí al podio (3º) cuando regresé en 2014 disputando una temporada completa con Citroën y luché por la victoria en 2016. Así que creo que podemos hacer un buen trabajo aquí, especialmente desde que las pruebas de pretemporada las realizamos en pistas bastante representativas de lo que nos encontraremos durante el rally, y bajo condiciones climáticas muy variables. Las sesiones de prueba también nos permitieron seguir mejorando la capacidad de nuestro C3 WRC para adaptarse a los cambios de superficie, como el Col de Faye, donde nos sentimos menos cómodos el año pasado", declaró Meeke.

 

"Montecarlo es un rally que me encanta. Es un desafío único, algo que no se consigue en ninguna de las otras pruebas. Hasta 2017, nunca me sentí suficientemente confiado en el tipo de condiciones cambiantes y resbaladizas que te encuentras aquí. Pero el año pasado, con el antiguo coche, nos sorprendimos a nosotros mismos. Con un poco más de potencia, podríamos haber subido al podio, así que eso me da confianza. Me gustaría saber qué podremos hacer en esta ocasión, aunque no soy el piloto con más experiencia. Basándonos en lo aprendido en 2017, llegamos a esta prueba mejor preparados y con un C3 WRC que es aún más versátil”, comentó Breen.

 

Fuente: Revista Scratch

 

JE José Elias Automotores

Valid XHTML and CSS.